Aunque no lo vean Manuel está ahí, calentito, y muy pero que muy comodo, pero mami esta ansiosa de verlo, abrazarlo, y mimarlo, es una experiencia increible como fotógrafo de bebes tener estas oportunidades de conocer de primera mano y dentro de nuestro estudio fotográfico las vivencias de madres, padres e hijos, preparar el set, ajustar luces, buscar ángulos para que cada sesión fotográfica que bonita, dulce expresiva, aquí les dejo algunas de las imágenes de esta estupenda sesión